La serie que junto a House Of Cards, habría dado el empujón final para que Netflix se convirtiera en un fenómeno, está en entredicho.

Los hermanos Duffer tendrán que asistir a juicio el próximo 6 de mayo. El cineasta Charlie Kessler afirma que la historia de los niños que se enfrentan a fuerzas sobrenaturales, está creada gracias a su cortometraje Montauk, de 2011, y por el cual discutió con los Duffer en el Festival de Tribeca en 2014.

Kessler manifiesta que el trío trabajaría en un proyecto coral, pero luego esto tomó otros rumbos. Luego, Netflix estrenó la serie y todo cambió, y vio sus ideas en pantalla.

Aunque todavía no hay suficiente evidencia, el hecho que hayan admitido el caso en un juzgado de Los Ángeles podría causar inconvenientes a los realizadores del programa, cuyo estreno está pautado para el próximo 4 de julio.

Comenta y Comparte